Miércoles, 16 Diciembre 2020 03:59

Coronavirus; responsabilidad de todos

Written by Salvador Rangel

El problema de la pandemia no es nacional, es a nivel mundial; los contagios van en aumento y se espera que en la época de frío incremente el número de contagios.

En México existe un sector de la población que no ha comprendido el riesgo de la pandemia; en la llamada “nueva normalidad”, no aplican las normas mínimas de seguridad, como el cubrebocas, la distancia, evitar reuniones en familia y el resultado es el incremento en contagios y muertes.

El gobierno federal ha reiterado su respeto a las libertades y no ha aplicado medidas coercitivas, que se pudieran considerar como dictatoriales.

A nivel estatal se hacen exhortos a mantener el confinamiento y salir a lo más esencial.

Es de tomar en cuenta el fastidio que ha generado el mantenerse en casa desde marzo, esto ha provocado angustia y en no pocos casos violencia familiar. Aunado a esto, los niños y jóvenes “asisten” a la escuela vía internet y en muchos casos requieren apoyo para cumplir con las tareas, lo que implica una carga emocional para los padres.

Y debido a la suspensión de ciertas actividades, las empresas han reducido el pago a sus empleados o se han visto en la necesidad de hacer recortes de personal, lo que aumenta la presión en las familias.

Y quienes tienen ingresos en actividades informales, venta en tianguis, comercio ambulante, meseros, etc. han visto una baja sustancial en sus ingresos, pero los gastos en casa siguen igual; pago de renta, luz, gas, alimentos.

Todos estos factores propician que la gente salga a la calle, están fastidiados, pero eso no justifica el no cumplir con las medidas sanitarias.

Con el mínimo de sentido común en este mes que es tradicional para peregrinaciones, reuniones de compañeros y de familia, debemos evitar los festejos, no es fácil, es por nuestro bien personal y colectivo.

El ritmo de defunciones a nivel nacional no cesa, al 8 de diciembre, se reportaron 110, 874.

En algunos estados la capacidad médica está a punto de ser rebasada.

El gobierno federal ha presentado un calendario para la aplicación de la vacuna, en este sentido no es obligatoria, habrá personas que no se vacunen y esto puede provocar que el número de contagios y muertes no disminuya de forma notable.

Son varias etapas: La primera de diciembre del 2020  a febrero del 2021, para personal de Salud en primera línea de combate al Coronavirus.

La segunda  será de febrero a abril dirigida al personal de Salud restante y personas de 60 años y más.

La tercera comprende a personas de 50 a 59 años.

La cuarta será de mayo a junio, dirigida a personas de 40 a 49 años de edad.

La quinta y última será de junio del 2021 a marzo del 2022, para el resto de la población.

El gobierno  invertirá inicialmente 20 mil millones de pesos para la compra de vacunas.

La aplicación será gratuita y en ella participarán las fuerzas armadas y personal de salud, será en puntos señalados, no habrá vacunación en las casas, debido a las condiciones sanitarias en el manejo del producto.

A fin de que la gente acuda a vacunarse, es necesaria una amplia campaña de información en todos los medios posibles de las reacciones que provoque su aplicación.

A nivel personal se debe tener cuidado en la desinformación, consejos populares y noticias falsas con relación a la vacuna.

Y los nostálgicos esperan que no se politice o se aproveche con fines electorales la aplicación de la vacuna.

 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Redes sociales

Contacto

Teléfono y fax: 1921200 Ext. 5425
Correo electrónico: tribunadequeretaro@gmail.com