Se dice en el barrio

Reginita

Los nueve meses de espera fueron difíciles para Elsa: cada rato le daban punzadas en la zona baja del vientre…

Leer más »

Una lección… ¿a quién?

Por allí me contaron una historia. Sentí que la emoción me ahogaba. Hoy la quise compartir con ustedes. Perdónenme los…

Leer más »

LA LUNA SE COMIÓ AL SOL

Los martes, como hoy, mis nietos llegan a mi casa tan hambrientos, que a veces le he pedido a su…

Leer más »

QUÉ CUENTA LA NATURALEZA

El viernes pasado, en la tarde, arrimé mi silla a la puerta. Quería ver, otra vez, ese sol naranja que…

Leer más »

¡Que muera!

“Según él mismo me ha platicado, todavía era niñito y ya quería trepar riscos, cruzar ríos y pantanos, subir montañas…

Leer más »

Sin nombre

No me interrumpa. Me dice que ya conoce est’historia, y sé muy bien que se l’han contado millones de veces,…

Leer más »

Durmió triunfante

Nerviosos, los perros ladraban desde su casa, pero no cruzaban el umbral a la calle. Es que, en el pueblo,…

Leer más »

Entre broncomonía y covi

Chilo, mi marido, y yo conocimos a la Rafaela cuando era niña: usaba largas trenzas, muy negras; su cara reproducía…

Leer más »

Entre talacheros

Parchó la llanta; la puso del lado izquierdo del eje trasero del coche y lo bajó del gato. El cliente…

Leer más »

El colágeno

Cuando los conocí, me cayeron muy gordos o, pior, me dieron miedo. Una tarde, mi marido me comentó, como sin…

Leer más »
Botón volver arriba