Sábado, 06 Febrero 2021 03:50

Sin monitoreo uso de combustibles en ladrilleras de Tequisquiapan

Escrito por: Nadia Velázquez Moreno

Los productores de la comunidad puntualizaron que no han encontrado la vía para establecer una comunicación con las autoridades correspondientes para denunciar el uso de combustibles más dañinos como el aceite, plásticos, llantas y otros desechos.

A pesar de haber hecho un estudio para presentar una alternativa de combustible para la elaboración de ladrillos, los productores de la comunidad aseguraron que no se les han presentado iniciativas por parte de las administraciones del municipio para mejorar las condiciones y reducir la emisión de contaminantes. De igual forma, les resulta complicado reunirse y colaborar entre los mismos ladrilleros para solicitar apoyos que puedan utilizar para modificar los mecanismos de producción.

Los productores de la comunidad puntualizaron que no han encontrado la vía para establecer una comunicación con las autoridades correspondientes para denunciar el uso de combustibles más dañinos como el aceite, plásticos, llantas y otros desechos con mayor nivel de contaminación, pero esperan que se monitoreen y se propongan otros combustibles.

En la comunidad de San Nicolás, en el municipio de Tequisquiapan, puede observarse una capa blanca que aparenta ser neblina; sin embargo, se trata de una mezcla de humo de las distintas ladrilleras que se distribuyen en todo el territorio, uniéndose con el producido por comunidades del municipio de San Juan del Río, como Visthá y San Pedro Ahuacatlán.

Habitantes de la comunidad de San Nicolás percibieron en sus viviendas los residuos del humo generado por los hornos de las ladrilleras, principalmente por las mañanas, cuando es notorio el hollín que se mete por las ventanas durante la noche, momento en el que generalmente encienden los hornos.

Durante 2013 (bajo la administración de Luis Antonio Macías Trejo), se procuró la implementación de hornos ecológicos, cuyo proyecto consistía en la demolición de dos hornos ladrilleros tradicionales para ser completamente sustituidos por unos con tecnologías ecológicas, el cual estimaba a su vez una reducción en el tiempo de producción, para lograr un sistema de horneado en máximo 16 horas. De acuerdo con información de El Universal, se estimaba una reducción en la contaminación de hasta el 70 por ciento.

A través de la comunicación entre la administración del entonces presidente municipal y algunas cooperativas no oficiales de productores de ladrillo, se inició la gestión del proyecto, pero más adelante los productores encontraron ineficiencia en el sistema, pues la estructura cerrada de los hornos dificultó la labor para los trabajadores que debían permanecer adentro para cargar y descargar el material.

Por otro lado, se realizó en 2017 un estudio de factibilidad para el aprovechamiento de lodos en este sector como combustible alterno, para ello se hizo una recopilación de información que arrojó —entre otras cosas— que los combustibles utilizados son adquiridos como desperdicios regalados; en el caso del aserrín, de fábricas que se dedican al tratamiento de la madera para la producción de otros bienes.

Redes sociales

Contacto

Teléfono y fax: 1921200 Ext. 5425
Correo electrónico: tribunadequeretaro@gmail.com