Información

Así hacen las detenciones arbitrarias

Por: Redacción

Policías municipales comparten modus operandi al ejecutar agresiones contra ciudadanos. Primero, indican al conductor que se detenga, bajo acusación de haber cometido una infracción; si el conductor no se detiene inmediatamente, los policías proceden violentamente contra él mediante amenazas verbales.

Luego, cuando el afectado pide explicaciones o busca apoyo, los oficiales lo atacan físicamente con excesiva fuerza; si alguna persona intenta impedir el ataque, también se convierte en blanco de la agresión.

Para detener al conductor, los policías suelen pedir refuerzos, tras lo cual arriban varias patrullas, como si se tratase de un operativo mayor. Las golpizas se repiten en el trayecto al MP, donde las agresiones de los oficiales son solapadas y luego negadas por el personal que ahí labora.

{loadposition FBComm}

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba