Cultura

Salvaje de corazón

Por: Juan José Lara Ovando.

David Lynch es un director de cine de origen norteamericano, con un prestigio universal que rebasa los límites del cine de circuitos comerciales que el mainstream maneja. Con más de 40 años de carrera en los que solamente ha filmado 10 largometrajes, aunque su carrera comprende más de 45 años si se incluyen sus cortometrajes iniciales y se extiende hacia la animación, los videoclips, las series televisivas e incluso la música electrónica y la pintura.

 

Lynch no es un norteamericano más, sino un creador universal que llena de enigmas sus obras, las cuales parecen no tener explicación por ningún lado reflexivo a menos que sea parte de los deseos y misterios que se encuentran en los sueños, posiblemente del director, pero a la vez, del espectador. En eso radica, de manera general, la importancia de su obra, que tiene la particularidad que a medida que se va conociendo va introduciendo cada vez más al público en enigmas cuyo alcance no estriba en que se resuelva, sino en la perturbación que producen.

En ese sentido, Lynch es como un chico malvado del cine que impresiona por su audacia e inquietud. Nunca aclara nexos lógicos aun cuando nos sumerja en tintes pesadillescos, más no es necesario, esa es la lógica de su cine, seguir su exposición e interpretarla a través de las reflexiones que provoca. Se apoya tanto en el expresionismo como en el surrealismo y sus influencias proceden de los pintores Francis Bacon y Oskar Kokoschka, el escritor Franz Kafka y los cineastas Stanley Kubrick, Luis Buñuel, Werner Herzog, Federico Fellini y Roman Polanski. Por eso es considerado uno de los cineastas más completos tanto en la forma como en el estilo, tanto en lo visual como en lo argumental, nunca queda nada flojo, no sólo porque es un buen artesano, más bien, es todo un artista: creativo, poético y transformador.

La semana del 17 al 21 de junio, la UAQ organizó un ciclo de cine llamado David Lynch: una mente compleja, conformado por cinco películas, la mitad de su filmografía de largometraje, digna de verse completa, que van desde su primer largo hasta el séptimo, constituido por: Eraserhead (se le llama también Cabeza borradora pero no tiene título en español, 77); El hombre elefante (80, segunda cinta); Terciopelo azul (86, cuarta cinta); Salvaje de corazón (90, quinto filme) y; Por el lado oscuro del camino (Lost highway, 97).

Eraserhead es una película de bajo presupuesto, con fotografía en blanco y negro y con elementos totalmente enigmáticos y sombríos que llegan a causar desasosiego. Nunca tuvo exhibición comercial, se conoció algunos años después de realizada, pero causó conmoción al grado que se convirtió rápidamente en cinta de culto y fue solicitada para cine clubs, donde no ha dejado de proyectarse y ha tenido críticas muy favorables; grandes directores, como Kubrick, la llegaron a considerar uno de las 10 mejores filmes de la historia. Trata sobre un tranquilo joven que habita en una zona industrial, cuya novia da a luz a una especie de feto grotesco que no deja de gemir y al que debe cuidar sin saber cómo hacerlo y sin dejar de sentir cierta repulsión. El mito del nacimiento y el miedo a la creación parecen ser la dirección simbólica de éste filme.

El hombre elefante fue hecha por contrato, pero el tema le venía perfecto ya que es la historia de un hombre pobre con malformaciones físicas, lo que procede de un caso real, pues la persona era exhibida en un circo victoriano como un fenómeno. Rodada en blanco y negro, fue un éxito comercial y de crítica, obtuvo 8 nominaciones al Oscar, entre ellas Mejor película y Mejor director. Implica la defensa de un hombre por mostrar que no es un monstruo, ni un animal sino un ser humano.

Terciopelo azul es un thriller violento de personajes atormetados con relaciones sadomasoquistas. Tuvo éxito comercial, pero más de crítica; el director Woody Allen la consideró la mejor película del año y obtuvo varios premios internacionales. Lynch fue nominado al Oscar como mejor director, nuevamente. La historia sucede en un pequeño pueblo aparentemente apacible, dominado por un criminal psicópata que tiene una relación con una cantante de cabaret a la que ama y golpea, y con la que se enreda sin quererlo un joven local. Con escenas memorables sobre conductas inexplicables y relaciones malsanas, es una cinta poco convencional con elementos de la cultura popular que es considerada una de las obras maestras del cine contemporáneo.

Salvaje de corazón (Corazón Salvaje le pusieron para distribución de renta en blocksbusters, por eso no lo utilizamos) es una road movie que ganó La palma de oro del Festival de Cannes aunque no logró éxito taquillero. Ubica una deslumbrante y sensual historia de un par de jóvenes que huyen de la madre de ella, que paga a asesinos para deshacerse de él porque le sabe un secreto: que asesinó a su marido. Visualmente alucinante, extremadamente violenta aunque combina muy bien escenas infantiles y conceptos sobrenaturales, entre ellas un homenaje a la película El mago de Oz (Fleming, 39) a pesar de que los personajes son forajidos. Se basa en una novela de Barry Gifford, escritor de la generación maldita, que también puede ser una de las influencias de Lynch.

 

Por el lado oscuro del camino también retoma textos de Gifford y es una especie de cine neonegro y policiaco que refleja la vertiente oscura de Hollywood, la fábrica de sueños con una historia de vigilancia y crimen sobre una pareja que ve en un video como ella es asesinada sin que él haga algo por defenderla. Sin saber que ha sucedido, se inicia la investigación pero ni hay cuerpo del delito ni asesino que perseguir. No tuvo éxito de taquilla y sus críticas fueron contrapuestas, pero el ambiente de delirio que establece, ha hecho que perdure entre los espectadores con la intención de poder resolver algún día el misterio. Un gran ciclo, si se lo perdió tiene la ventaja de que la mayoría de las películas se pueden conseguir rentadas o descargadas.

{loadposition FBComm}

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba