Inches yardas

NFL: la avaricia de Rodgers, Wilson sufre contra el doceavo jugador, fin del año de Cowboys

Rodgers en la banca enojado porque sus receptores son malos pegando a pésimos; los Cowboys no lograron conectar en la zona de anotación y pierden a su quarterback titular; novatez en el coacheo de Broncos les cuesta el partido y la revancha personal de Pete Carroll contra Russel Wilson.

Te callas, te aguantas y juegas

¿Quién quería 50 millones de dólares al año a sabiendas que esa cantidad es una cuarta parte del total a repartir entre los 53 jugadores? Aaron Rodgers, lo cual le costó el abandono de su receptor de confianza y el alma defensiva de los Packers, el cual ahora juega en Minnesota y no desaprovechó la oportunidad de darle uno que otro llegue a Rodgers en el último encuentro.

La avaricia del MVP de la temporada pasada le cobró caro este domingo, no puede quejarse de no tener receptores, ya que estos buscan, también, cobrar una buena cantidad de dinero y Rodgers tiene un contrato de tres años por 150 MDD. ¡Es una burrada! No tiene derecho el señor de reclamar, si quería dinero, pues ahí lo tiene, ahora no pidas un equipo competitivo; esto es un juego de equipo, un solo jugador no puede levantar a todo el personal toda una temporada (más si logran entrar a playoffs).

Le pasó a Peyton Manning, cobraba una cifra considerable, pero le tocaba dar la cara en todos los partidos, de lo contrario no eran competitivos —solo le alcanzó para un anillo con los Indianapolis Colts—; si quieres tener marketing para el equipo solo con la base de un jugador, adelante, pero no pidas ganar… lo cual, quiero creer produce más ganancias, ya que llegan nuevos fanáticos a un equipo ganador.

¡Esta ya no es tu casa!

Y ya que mencionamos a Peyton Manning, cuando se fue de los Colts para aterrizar en Denver, los juegos contra su exequipo le costaban. Tom Brady tuvo un enfrentamiento duro contra los Patriots la temporada pasada; esto responde a que el equipo que mejor te conoce es tu propio equipo (en este caso tu antiguo equipo), guardan cintas de entrenamiento (y juegos) e incluso expedientes personales lo cual es una ventaja.

Ahora, Russel Wilson sufrió el mismo destino. Si bien, los Seattle Seahawks salieron con el uniforme color verde fosforescente, en realidad los Broncos fueron los que denotaron estar verdes con su nuevo coach y nuevo quarterback, donde es posible que haya un choque de poder que podría responder a la monumental estupidez que ocurrió el lunes por la noche:

Tercera oportunidad y 14 yardas por avanzar con un minuto y 11 segundos en el último cuarto, solo un punto de diferencia, y Broncos busca el gol de campo de la vitoria, pase de Russel Wilson de nueve yardas, lo que dejaría con una cuarta oportunidad y cinco yardas… hay tiempos fuera de sobra y deciden: no gastar ninguno, consumir el reloj para mandar a equipos especiales y patear el gol de campo de la supuesta victoria, desde la 46 de Seattle ¡es un gol de campo de 64 yardas!

El record del gol de campo más largo anotado es de 66 yardas, le pertenece a Justin Tucker de Baltimore Ravens y lo realizó la temporada pasada en la semana tres contra Detroit Lions… en campo techado.

Una de dos: la novatez de Nathaniel Hackett pasó factura y no supo administrar el reloj, los nervios de ser su primer juego frente a un equipo como Head Coach nubló su toma de decisiones o Russel Wilson se sintió el jefe y quiso ordenar, a lo cual el entrenador se encaprichó por el gol de campo sin sentido.

Denver visitó un campo hostil que buscaba la venganza contra Wilson que los abandonó, se notaba en la defensiva y en el campo con el doceavo jugador. Merecida victoria para Seattle.

Este es… no, no es su año

El único equipo que no anotó ni un solo touchdown en la semana uno: Dallas Cowboys. No hay juego aéreo, la línea ofensiva es mala tirando a peor al proteger a su quarterback (19 presiones permitidas)… la defensa se mantiene por un solo hombre —Micha Parsons— y lamentablemente para Dallas la ofensiva no dura en el campo así que la defensiva se desgasta más rápido.

Habría que agregar que Dak Prescott salió en el último cuarto lesionado… y se confirmó que perderá unas cuantas semanas; Dallas la tiene difícil, aún más cuando Philadelphia mostró un buen juego… este no es el año de vaqueros.


Semana 2

Los Angeles Chargers vs Kansas City — Ambos invictos y en la división más competida de la liga.

Washington vs Detroit — Detroit el eterno perdedor-

Tampa Bay vs New Orleans — El rival que Tampa de Brady no logran derrotar en temporada regular-

Carolina vs New York — Duelo de muertos-

New England vs Pittsburgh —Patriots tiene la ligera ventaja de que TJ Watt no jugará.

Indianapolis vs Jacksonville — A diferencia del primer juego, aquí es la división más floja de toda la liga, no hay ni un equipo con una victoria en la semana uno.

Miami vs Baltimore — Un juego para medir ¿Quién ese verdadero?

Atlanta vs Los Angeles Rams — Juego de práctica para lo Rams, que servirá para recuperar confianza.

Seattle vs San Francisco — Seattle agresivo con dos juegos divisionales, sorprendió, pero dudo que le alcance ese gran juego de Geno Smith.

Cincinnati vs Dallas — Una defensa un tanto peligrosa para Burrow que viene de sufrir contra Pittburgh.

Houston vs Denver — Wilson requiere demostrar que no es un ladrón… aunque tengo mis dudas.

Arizona vs Las Vegas — Josh McDaniels busca su primer victoria como head coach de Raiders frente a un equipo con pleitos internos.

Chicago vs Green BayI still own you

Tennessee vs Buffalo — Juegazo para horario estelar… ¿la defensa de Tennessee tiene lo suficiente para detener a Josh Allen?

Minnesota vs Phialdelphia — Ambos invictos y con un tremendo poder aéreo.

Brandon De la Vega Contreras

Pluma decadente | Intento de periodista Columnista de Inches yardas: análisis de la mejor liga deportiva NFL

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba