Información

Día de Muertos: Ventas no levantan previo a los festejos

Pedro Escobedo, Qro. – Existe incertidumbre por la derrama económica que dejarán los festejos de Día de Muertos, pues en las horas previas, comerciantes de Pedro Escobedo no ven un repunte que equipare las ventas de 2019. No obstante, la expectativa es tener una mejora respecto a 2020, cuando la venta fue prácticamente nula.

Son contadas las flores de cempasúchil que se dejan ver a las afueras de una florería ubicada en avenida Panamericana, la principal en Pedro Escobedo. Es de señalar que en esta época del año el cementerio de Pedro Escobedo recibe un importante aforo, al igual que las plazas y calles de la cabecera municipal por la realización del desfile conmemorativo que escuelas públicas de nivel medio superior realizan o realizaban antes de la pandemia.

El año pasado las instrucciones del gobierno municipal se encaminaron a mantener cerrado el panteón y un exhorto a la ciudadanía a evitar aglomeraciones. Los negocios tuvieron permitido abrir sólo hasta las 17 horas, cuando antes la hora de cierre era a las 23 horas.

Rosa María Mendoza, ha sido dueña por más de 18 años de una florería ubicada en la calle Niños Héroes, conocida como la florería de “La China”. Ella se suma a los comerciantes escobedenses afectados por la pandemia.

“Antes de la pandemia nos iba muy bien, hace un año (2020) nos fue de la patada, no trabajamos, cerraron los negocios y cerraron los panteones, eso nos dio en la torre, no vendimos nada. Los proveedores tronaron, esto es una cadena, si yo no vendo el que nos surte no vende, y por tanto el proveedor también afecta quien cultiva”, señaló la propietaria, quien también agregó que sus ventas fuertes con relación al Día de Muertos comenzaban desde el 27 de octubre con la celebración de San Judas Tadeo y se extendían hasta el 2 de noviembre.

—¿Las ventas han mejorado?

—Las ventas no están como deberían ser, la economía está muy mal, vamos al día, estamos aquí para sostener el negocio y no cerrar, pero que tu digas nos quedó tanto de ganancia, no. Sólo sale para comprar flor y uno que otros gastos.

Rodeada de flores en cubetas, Rosa apuntó que las ventas más altas son precisamente en fechas festivas, como el 10 de mayo, Día de Muertos y el 12 de diciembre. “En esas fechas nos alivianamos, los floristas vivimos de eventos y si no hay eventos no le ganamos, ahora que también han estuvieron cerradas las iglesias nos afectó mucho”.

“Ahorita para Día de Muertos esperamos que nos den la oportunidad de trabajar, si nos dan chance esperamos que nos mejoren las ventas, el municipio dice que sí se van a abrir los panteones, ya les insistimos sobre todo los comerciantes, pero pues eso sí, todo va a estar controlado, no se va a permitir algo masivo, va a haber muchos filtros.

Rosa señala que muchos de sus compañeros floristas cerraron puesto que ya no les alcanzó para cubrir salarios y mercancía. “Yo antes tenía a mis muchachas que me ayudaban, pero ya no salió para pagarles, le doy a las muchachas o como yo. Tengo fe que ahorita ya que se levante esto voy a ocupar una chamaca que me ayude, pero por lo mientras no se puede”.

Vivir de las festividades

Otras de los comerciantes afectados por la pandemia son de la familia Perusquía, cuyo negocio se encuentra sobre la calle Cuauhtémoc. A lo lejos se muestra un colorido local llamado “Artesanías y novedades Chavelita”, un negocio familiar que se renueva con las temáticas que envuelven a las festividades del año según sea el caso. Las calaveritas y disfraces se hacen notar a lo lejos. Margarita se encarga la mayor parte del tiempo de atender el negocio familiar que hace ya más de 20 años sus padres consolidaron.

“Aquí se vende por temporadas, ahorita en noviembre es lo de Todos Santos y después se saca lo de Navidad, luego lo de Reyes, luego lo de la candelaria y después lo de Semana Santa, en esa fecha mi papá hace dulces tradicionales que realiza desde hace 50 años, dulces como charamuscas, dulce de leche, de guayaba, todo eso.

—¿Qué tan afectados los ha dejado la pandemia?

—Sí nos ha ido mal, antes se acababa toda la mercancía, pero bueno ahorita sigue muy mal. Prácticamente nosotros tenemos 6 meses de trabajo y 6 meses donde solo se sacan santitos y dulces, en día de muertos se venden máscaras, calaveritas, trajes, dulces, desde un mes antes de la fecha del 2 de noviembre”.

Pese a que el año pasado las ventas fueron malas en día de Todos Santos como Margarita señala fue posible sacar mercancía que se encontraba rezagada y así se pudo tener algo de ganancias.

“Yo creo que esto no se ha mejorado del todo porque pues seguimos en pandemia y además no se ha regresado como a esa normalidad, en las escuelas aun no piden que los accesorios o los altarcitos, faltan los festivales y desfiles, todos los comerciantes hemos sido afectados.

El municipio de Pedro Escobedo ha dado a conocer mediante sus redes oficiales que el panteón municipal se encontrará abierto del 29 de octubre al 2 de noviembre de 9 de la mañana a 5 de la tarde, lo cual de acuerdo con algunos locatarios permitiría mejorar las ventas con respecto al año pasado, que de acuerdo con lo que comentan, la situación económica de sus negocios sigue siendo difícil de sostener.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba