Información

En riesgo siete municipios por manejo inadecuado de gas

Grandes cantidades de gases inflamables y tóxicos son utilizadas en casi la mitad del estado, según datos del Cenapred

Por: Aurora Vizcaíno Ruiz

Según datos del Atlas Nacional de Riesgos del Centro Nacional de Prevención de Desastres (Cenapred), los municipios: Querétaro, Corregidora, El Marqués, Colón, Tequisquiapan, San Juan del Río y Amealco de Bonfil están en constante riesgo por el manejo inadecuado del gas licuado de petróleo (GLP).

En cuanto a sustancias inflamables, en Querétaro, El Marqués y Pedro Escobedo, compuestos químicos como acetona, acetato de etilo, etanol, hexano, metanol, metilcetona, propano y propanol -sustancias inflamables y nocivas para la salud- se encuentran en volúmenes considerables en dicha zona.

Un punto de alto riesgo caracteriza a la capital, dado su alto contenido de ácido sulfúrico; en tanto que ácido acético, acetato de vinilo y ácido fluorhídrico son compuestos que forman parte del ambiente en El Marqués. El amoniaco y el cloro, en altas cantidades, se sitúan en las zonas industriales de Querétaro, El Marqués, Corregidora y San Juan del Río.

Así, casi la mitad del estado se encontraría en peligro si las sustancias inflamables y tóxicas son mal utilizadas.

De acuerdo con el apartado de transparencia de la página de Gobierno del Estado, la normatividad de la Unidad Estatal de Protección Civil se encuentra en ‘actualización’ debido a los cambios en las leyes a nivel federal. Por este motivo, en el sitio se señala que están procurando sentar las bases para una nueva Ley Estatal de Protección Civil.

“La UEPCQ está en proceso de reestructura, debido al cambio de Ley en materia de Protección Civil a nivel Federal, por esta situación se encuentra en elaboración la nueva Ley de Protección Civil del Estado de Querétaro y sus reglamentos”, señala la página.

En cuanto al Atlas Estatal de Riesgos, también se encuentra en actualización y desde hace meses está pendiente de ser concluido.

Asimismo, de acuerdo con Juan José Fernández Salazar, exsecretario de Obras Públicas durante el gobierno de Antonio Calzada Urquiza (1973-1979), enfatizó que «no existen datos que permitan a la población saber con exactitud si los oleoductos reciben mantenimiento frecuente, y tampoco es fácil para los pobladores de zonas riesgosas acceder a los planos (tal como el Atlas Estatal de Riesgos)», según anticipó este medio (Tribuna de Querétaro 651).

Ductos como los que se encuentran en la calle Hidalgo, la lateral de Avenida 5 de febrero, Paseo Constituyentes o la Carretera México-Celaya están situados en espacios con grandes aglomeraciones de gente: una importante cantidad de vehículos y estudiantes de la UAQ o de la Secundaria General No. 1, «Constitución de 1917», transitan sobre estos oleoductos que fueron construidos hace más de 20 años.

Además, Gonzalo Ruiz Posada, secretario de Obras Públicas durante el gobierno de Rafael Camacho Guzmán, advirtió que en Querétaro existen zonas urbanas que están construidas sobre ductos de petróleo y gas, e inclusive sobre fallas geológicas.

Caso Cerrito Colorado

El martes 29 de julio, un conductor de una pipa de Gas Express Nieto pasó descuidadamente sobre un tope de reducción de velocidad, lo ocasionó una explosión en la colonia Cerrito Colorado: casas deshechas, vehículos carbonizados y vecinos que quedaron en shock o con graves quemaduras fueron el saldo de este siniestro.

Hubo ocho personas lesionadas, una de ellas fue trasladada a la Ciudad de México; además, hubo daños en la calle y en la infraestructura de las viviendas.

Querétaro se encuentra en riesgo latente de que ocurra otro suceso parecido al de la explosión de la pipa en Cerrito Colorado.

Amadeo Lugo Pérez, titular de la Unidad Municipal de Protección Civil (UMPC), explicó que habrá una sanción monetaria a la empresa Gas Express Nieto: la multa rondaría entre los 500 y los 2 mil salarios mínimos.

En ese sentido, la Ley Estatal de Protección Civil de Querétaro aún vigente señala una cantidad parecida, pero también advierte: «En caso de reincidencia, la autoridad competente podrá duplicar la multa por una sola vez, sin perjuicio de la responsabilidad penal en que incurra el infractor por desobediencia a un mandato legítimo de autoridad».

La ley señala que las sanciones también podrían ser: multa, clausura, suspensión de obras, arresto administrativo de hasta 36 horas, entre otras.

{loadposition FBComm}

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba