Información

León Hernández y su “querencia histórica” por el PRI

Se enfrenta ahora a un proceso de expulsión dentro del partido Movimiento Ciudadano, al cual representa como diputado local

Por: David Eduardo Martínez Pérez

Aun cuando el partido político por el que Marco Antonio León Hernández ‘destiló amor’ hasta 1997 le insinúa al político la posibilidad de “recomenzar la relación”, éste ‘se hace del rogar’ y se niega a abandonar su militancia dentro de Movimiento Ciudadano.

 

El primer candidato del PRI en perder la alcaldía de Querétaro en 1997 se enfrenta ahora a un proceso de expulsión dentro del partido Movimiento Ciudadano, al cual representa como diputado local dentro de la LVII Legislatura.

Al diputado le imputan diversas violaciones a los estatutos de Movimiento Ciudadano, aunque él insiste que dichas violaciones no existen, que no hay motivos para expulsarlo y que él no ha recibido ninguna notificación oficial pese a que la Coordinadora Ciudadana Estatal del partido ya aprobó respaldar el proceso en su contra.

En este contexto, León Hernández, quien también llegó a ser presidente estatal del Partido Auténtico de la Revolución Mexicana (PARM), se mostró ‘muy agradecido’ cuando Braulio Guerra Urbiola le señaló que las puertas del PRI ‘estaban abiertas’.

Incluso manifestó que tenía una “querencia histórica” por el PRI y que su militancia primero en el PARM, luego Convergencia (después ‘transformado’ en Movimiento Ciudadano), obedecía a que ambos partidos “tenían similitudes ideológicas” con el partido tricolor.

Esta “querencia” puede verse traducida en el trabajo colaborativo entre Braulio Guerra y el propio León Hernández, quienes convocaron a un foro para analizar la Ley de Periodistas del Estado de Querétaro en las instalaciones de la Facultad de Derecho el pasado viernes 14.

Sin embargo, el diputado niega rotundamente cualquier intento de reincorporación al PRI y cuando se le interroga sobre lo que piensa hacer en caso de que se le expulse, se limita a señalar que “ya verá” cuando llegue el momento, “si es que el momento llega”, porque por ahora se concentra en evitar que se produzca su expulsión.

Controversia por tauromaquia, razón de la querella

El legislador señaló que el origen de la querella en su contra nació de su apoyo legislativo a una iniciativa para declarar la tauromaquia parte del patrimonio inmaterial del estado de Querétaro.

Esta iniciativa fue apoyada por los legisladores priistas y contó además con el respaldo del gobernador José Calzada. Quienes se manifiestan a favor de la expulsión de León Hernández, sostendrían, de acuerdo con el legislador, que la iniciativa va en contra de los estatutos y que por eso amerita una expulsión.

Sin embargo, Marco Antonio León dijo que los estatutos no contemplan ninguna sanción en ese sentido y que tampoco hubo violación a la declaración de principios del partido ni al programa de acción que “es donde debería estar contemplada una sanción para un caso así”.

También aclaró que a él sólo podría expulsarlo la Comisión Nacional de Garantías y Disciplina, debido a que es miembro del Comité Nacional de Movimiento Ciudadano y diputado en la Legislatura local.

De momento, el ex regidor negó además haber recibido notificaciones en relación a su expulsión y sostuvo que mientras él no reciba un documento en ese sentido, no tiene por qué dar por hecho que lo van a expulsar.

“No hablo de supuestos porque si así fuera dejaría de pelear en Movimiento Ciudadano, yo sigo firme en mi partido. Un partido con el que coincido por la socialdemocracia. Sólo puede uno dejar de militar en un partido por dos razones, que yo renuncie, que no va pasar, o que me expulsen, si me expulsan yo dejo de militar en el partido, pero no creo que ninguna de las dos sea probable en este momento.”

 

{loadposition FBComm}

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba