Información

Menores homosexuales dedicados a la prostitución, los más vulnerables

Por: Miguel Ángel Rodríguez Vivas

Cuando un joven homosexual decide prostituirse, su grado de vulnerabilidad aumenta, advirtió la sexóloga Marisa del Socorro Rodríguez Morachis, docente de la Facultad de Psicología. «La población homosexual está expuesta a la violencia, más cuando se dedican a la prostitución, y todavía más si son menores de edad».

 

La especialista también alertó que si un menor se prostituye, esto se convierte en un potencial delito. Incluso si se trata de algún acuerdo previo con consentimiento del menor, sigue siendo un acto ilícito; al saber que un menor de edad se prostituye voluntaria o forzadamente, el deber de la población es denunciarlo.

Por otro lado, indicó que desde la perspectiva de la Sexología “un hombre que tiene sexo con otro hombre no es necesariamente homosexual, ya que hablamos de homosexualidad cuando alguien siente atracción más allá de lo físico con un individuo de su mismo sexo”.

“Eso se sabe desde edades muy tempranas, pero un hombre puede tener sexo con otro hombre por necesidad, ya que, por ejemplo, en los casos de los presos en algún centro penitenciario llegan a involucrarse en prácticas homosexuales por necesidad sexual”, explicó.

 

Morachis Consideró que la práctica no hace la preferencia. Recordó que Alfred Kinsey fue el primer sexólogo que propuso que la gente, en su historia de vida, puede tener de ocho a doce episodios homosexuales; pero hoy los estudios demuestran que no es así, ya que una persona puede tener encuentros de diverso tipo, pero se trata de experiencias comportamentales.

{loadposition FBComm}

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba