Información

“No éramos agresivos pero ahorita hay que serlo”

Por: David A. Jiménez

Mientras algunos habitantes de Santa Rosa Jáuregui denunciaron un aumento de inseguridad que se vive en la delegación, otros señalaron que el panorama “no es tan feo” como se ha querido mostrar.

La mayoría de los habitantes coinciden en señalar que las situaciones de inseguridad se dan por los “nuevos” habitantes que llegan.

“Traen otras costumbres, no éramos muy agresivos pero ahorita hay que serlo. La seguridad está pésima porque cuando pasa algo tardan para llegar y cuando llegan ya pasó todo” denunció Margarita Guardado, residente de la localidad.

Antonia Pichardo dijo que se vive con “miedo”, pues ya no se puede estar a gusto en la calle o con las puertas abiertas.

“Ya hay que cuidarse de todo… no tiene mucho que la vida ha cambiado: mucho maleante, robos de autos, gente maltratada, pleitos. Antes aunque no hubiera servicios de luz o agua potable estábamos muy contentos y felices”.

Doña Antonia recordó que había ocasiones en las que su esposo se quedaba dormido afuera de la casa, ella salía a echarle una cobija sin que le pasara algo, situación que dice ya no puede ocurrir.

“Ya ni queremos vivir porque en verdad da miedo; la gente del pueblo no, la que ha venido de fuera es la que ha hecho maldades”.

Este punto de vista contrasta con el de Gloria García, de 19 años, que ha vivido toda su vida en Santa Rosa. Ella consideró que no ve un panorama de riesgo en la delegación.

“Sobre la seguridad hay una polémica en ese aspecto. Se han encargado de hacer ver Santa Rosa como lo peor. Para mí no es un foco rojo, ha habido riñas y pleitos pero no es tan feo. He estado en el jardín a las 12 de la noche y he caminado en las calles oscuras y no ha pasado nada”, señaló.

{loadposition FBComm}

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba