Información

Qrobici: 14.6 millones de pesos para tenerlo abandonado

A lo largo de sus años de existencia —2018 a la fecha— el sistema Qrobici ha costado al Municipio de Querétaro un total de 14 millones 670 mil 718 pesos, según los 14 contratos disponibles en la Plataforma Nacional de Transparencia (PNT). El concepto de dichos contratos ha sido para el pago de honorarios, del sistema, el servicio del mantenimiento y el desarrollo de la app.

Entre los 14 contratos que se encuentran en la plataforma, 11 son por honorarios y tres por obras bienes y servicios, de los cuales el más reciente por concepto de obras tiene como descripción la contratación del «Servicio Especializado para el desarrollo de una App y tecnología Web que cumpla con el requerimiento de la operación diaria del sistema de QroBici», con fecha de 2019 a nombre de Cifo Technologies; el gasto fue de 7 millones 891 mil 975 pesos.

El segundo y tercer contrato por obras son dirigidos a Jedlik Electric, en marzo de 2019, por servicios para mantenimiento y operación de bicicletas públicas Qrobici, con montos de 72 mil 409 y 5 millones pesos. Tan sólo de contratos por obras, el gobierno municipal tiene el registro de un gasto de 12 millones de 964 mil 384. Por otra parte, el millón 706 mil 334 pesos restantes del total registrado en la PNT, fue destinado a 11 contratos por honorarios.

Entre los beneficiados por honorarios, están Ricardo Montoya Zamora como consultor y project manager en temas varios como la planificación del transporte universitario gratuito nocturno, explicación sistema de Qrobici, análisis y planificación de la red de carriles de bicicleta. Se llevó tres contratos por 98 mil 490, 295 mil 471 y 196 mil 981 pesos.

Montoya Zamora se ha desempeñado como académico en la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) y el Instituto Tecnológico de Querétaro (ITQ); ha sido además investigador del Instituto Mexicano del Transporte y trabajó en el Instituto Queretano del Transporte (IQT).

Otro beneficiado fue Ramón Bravo, con cuatro contratos de 98 mil 890, 111 mil 708, 65 mil 660 y 15 mil pesos por colaborar, consolidar y supervisar el programa Qrobici, así como apoyo en las actividades encomendadas por la dirección de sistemas de transporte sostenible. También cuenta con un contrato de 14 mil 999 por analizar, difundir y examinar Qrobici, así como apoyo en las actividades encomendadas por la dirección de sistemas de transporte sostenible.

Por otra parte, Jacob Briseño Moreno tiene un contrato por 16 mil 999 pesos, pagado por colaborar, consolidar y supervisar Qrobici, así como apoyo en las actividades encomendadas por la dirección de sistemas de transporte sostenible. Agentes de cambio, una publicación sobre el Reglamento para la Movilidad y el Tránsito del Municipio de Querétaro presenta a Briseño como colaborador y revisor del texto.

Juan José Vera López tiene un contrato por 24 mil 999 por modelar, extender y supervisar el programa Qrobici, auto compartido, así como apoyo en las actividades encomendadas por la dirección de sistemas de transporte sostenible. No hay información pública sobre él.

De igual forma, la empresa Openpay, propiedad del banco BBVA desde 2016, tiene un contrato por honorarios donde especifica que “la receptora” reciba los importes correspondientes al pago del sistema Qrobici a favor del municipio de Querétaro y que a su vez “la receptora” deposite dichos pagos a “el municipio”. El contrato no cuenta con un monto fijo

Breve historia de Qrobici

Qrobici fue anunciado en 2018 por el entonces presidente municipal, Marcos Aguilar Vega. En su presentación, el sistema de bicicletas compartidas contaba con 50 estaciones distribuidas en la capital y 450 bicicletas para usuarios. Aguilar Vega, hoy vocero del Partido Acción Nacional (PAN) en el país, aseguró que este programa rompía con los esquemas del pasado, ya que los ciudadanos tenían la posibilidad de usar un transporte amplio, saludable y accesible

También, comentó que este sistema iba de la mano con los 260 kilómetros de ciclovía que entregaría, así como este programa tenía como objetivo introducir la bicicleta como medio de transporte público sano y no contaminante. Hoy la capital cuenta, según una solicitud de acceso a la Información, con 304.7 kilómetros de infraestructura ciclista —no toda en perfectas condiciones— y un sistema Qrobici que a duras penas opera las mismas 50 estaciones y no cubre más allá del centro.

En su tiempo de existencia, Qrobici llegó a ser operado por la empresa Vetelia, misma que se retiró en agosto del 2020 por la poca rentabilidad. La empresa llegó a aportar 450 bicicletas eléctricas, así como estaciones virtuales fuera de la delegación Centro Histórico. El servicio fue retomado por la Secretaría de Movilidad del Municipio de Querétaro.

El presidente municipal capitalino, Luis Bernardo Nava Guerrero, fue cuestionado por Tribuna de Querétaro sobre el tema del mantenimiento a ciclovías y Qrobici, sin embargo, su equipo de comunicación social manifestó que por la veda electoral vigente no podría hablar del tema. El servicio registra más de 6 mil usuarios y más de 41 mil viajes, según el último reporte de la Secretaría de Movilidad del 11 de noviembre del 2021.

Rodrigo Mancera

Periodista en proceso. Estudiante de la Licenciatura en Comunicación y Periodismo en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Autónoma de Querétaro; Prensa en la Liga Burócrata Bancaria de Querétaro. 21 años, celayense de nacimiento, chilango por convicción.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba