Información

Reforestación es insuficiente si no se soluciona de raíz el problema: académica

Consideró que la reforestación fue una solución para la crisis mediática que se suscitó tras los elevados niveles de contaminación en el aire de la capital.

Con el sólo reforestar nunca será suficiente: se puede mitigar el daño, pero no se llegará a ningún equilibrio si no se detiene la causa por la que es necesario hacerlo, apuntó Guadalupe Malda Barrera, bióloga investigadora de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ), respecto a los programas de reforestación que pretenden contrarrestar el cambio climático.

La académica consideró que es insuficiente el programa de reforestación que impulsa el Municipio de Querétaro —el cual denominó “Respira Querétaro” y que promete lograr la plantación de 250 mil árboles— para lograr el impacto que promete.

Explicó que las reforestaciones se hacen con árboles demasiado jóvenes en general; los cuales mueren debido a que no se les dan los cuidados necesarios. En ese sentido, estos jóvenes árboles no desempeñan la gama de funciones ambientales que ya satisfacía una vegetación bien establecida anteriormente.

Solución mediática

Malda Berrar consideró que el reforestar fue sólo una solución para la crisis mediática que se suscitó tras los elevados niveles de contaminación en el aire de la capital, pero no arregla los problemas ambientales de la ciudad. En ese tenor, reiteró que es indispensable atender las causas y no solo tratar de resarcir los daños.

Se deben de proteger y fortalecer las áreas verdes que quedan, al tiempo que se gestiona el crecimiento poblacional descontrolado, la deforestación, y se optimiza el enfoque de movilidad y transporte en la ciudad, indicó: De otra manera, no se llegará a ningún equilibrio.

Solución técnica

En contraparte, Malda Barrera explicó que para reforestar la ciudad es necesario tomar en cuenta las necesidades de la región y la especie del árbol; ya que, si no se utilizan especies nativas y se domina la reforestación con especies exóticas, el problema es peor, porque puede desplazar la vegetación nativa que ya está incorporada a todo un sistema de relaciones ecológicas.

Se debe de contar con un sustento técnico en manipulación de las plantas, los cajetes de siembra, la forma adecuada de siembra, la época, los cuidados posteriores, entre otras cosas, señaló la académica de la UAQ. Las estrategias deben construirse desde la investigación de campo, no desde un escritorio, concluyó.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba