San Juan del Río

Migración: Fallece ‘doña Conchis’, la samaritana de El Ahorcado

María Concepción Moreno Arteaga, mejor conocida como doña Conchis’, falleció el pasado 2 de octubre en su natal Pedro Escobedo. Reconocida por su labor en la defensa de los derechos humanos de los migrantes centroamericanos, ‘doña Conchis’ marcó la vida de muchas de las personas que atravesaban el estado montadas sobre “La Bestia”.

Ganadora de la presea Nelson Mandela, ‘doña Conchis’ dedicó su vida a dar comida, agua y cuidados a los migrantes que pasaban fuera de su casa en la comunidad de El Ahorcado en Pedro Escobedo. Debido a su labor humanitaria en marzo de 2005 fue detenida por la desaparecida Agencia Federal de Investigaciones (AFI) mientras ofrecía alimento a un grupo de migrantes.

Después de una detención violenta se la llevaron al penal de San José El Alto en donde falsamente se le acusó de tráfico de indocumentados y fue sentenciada a seis años de prisión. Tras una lucha constante por parte de los medios de comunicación y el Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez, fue liberada en agosto de 2007.

Posterior a pasar dos años en la cárcel y a pesar de vivir en pobreza extrema, ‘doña Conchis’ prosiguió con su labor ayudando a los que lo solicitaban sin tener ningún reconocimiento oficial por parte del gobierno municipal, estatal o federal.

Gracias a su trabajo humanitario la invitaron en múltiples ocasiones a participar en foros relacionados con los derechos humanos y la migración sin embargo jamás mejoró su situación económica por lo que experimentó situaciones adversas debido a que estaba enferma de diabetes lo que provocó que en sus últimos años padeciera de ceguera (Tribuna de Querétaro, 754). ‘Doña Conchis’ vivió toda su vida para ayudar a quien lo necesitara y se le recuerda como una persona que dio todo incluso teniendo muy poco. Sin protagonismos y viviendo siempre de manera humilde dio de comer y beber a cientos de migrantes que con agradecimiento y alegría llegaron a regresar a Pedro Escobedo para poder saludarla.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba