DestacadasInformación

Transportistas viven robos, asaltos y violencia en su transitar por la 57

La inseguridad en la carretera federal 57 es una de las principales exigencias de los transportistas, sobre todo en el tramo que pasa por el municipio de San Juan del Río, de acuerdo con Gerardo Gutiérrez Luna, líder en Querétaro de la Alianza Mexicana de Organización de Transportistas (AMOTAC); piden mayor vigilancia de autoridades federales.

“Lo que estamos pidiendo no es nuevo, la inseguridad, las extorsiones por parte de los elementos de seguridad (…) lo que estamos pidiendo es que haya vigilancia más no retenes para detenernos los vehículos”.

El paro del 5 de febrero fue convocado por la Confederación de Organizaciones Unidas de Transporte, al cual se sumarán cientos de transportistas de todo México, incluyendo exmiembros de AMOTAC. No obstante, los miembros vigentes de la organización se sumarán a la manifestación del 15 de febrero, que afectará los lineamientos de Chichimequillas, de Palmillas a Apaseo y en especial la de Palmillas a Querétaro, que son las de mayor inseguridad.

“Estamos solicitando a gobierno federal, por parte de la AMOTAC, necesitamos más vigilancia en carreteras federales”.

De acuerdo con Gutiérrez Luna, las principales demandas se pueden distinguir en dos puntos, todos derivados de la inseguridad que viven los transportistas. En primer lugar, las extorsiones por parte de los elementos de la Guardia Nacional, quienes, explica el líder de la organización, aprovechan cualquier mínimo error para multar y detener sus vehículos.

“Sabemos que nosotros como propietarios de los camiones tenemos que meterle todos los papeles que deben de traer en cada vehículo, pero luego hay veces que a los operadores los roban o tenemos unos asaltos y ya con eso le damos motivo a la autoridad para que nos detenga los vehículos”.

Asimismo, indicó que eso suele afectarlos mucho debido a que, la mayoría de los carros de carga suelen tener un horario de entrega, por lo que, si detienen sus vehículos, sumado a ello los operativos de retenes, retrasan su entrega poniendo en riesgo su trabajo.

En segundo lugar, tienen como exigencia una regulación real de los costos que cobran las grúas por el traslado de los vehículos, ya que suelen cobrar mucho más de lo permitido por los acuerdos.

“Con los de las grúas, los costos muy excesivos por parte de estos grupos. Hay un control por parte de la Secretaria de Gobierno del estado, pero no los cumplen, y metemos denuncias y metemos denuncias…ayer estábamos oyendo a las otras agrupaciones, también traen varias denuncias de las mismas grúas y no hacen nada”.

Si bien el titular general de AMOTAC, Rafael Ortiz Pacheco, ha tenido diversas reuniones y mesas de trabajo con el Gobierno Federal y la Guardia Nacional, el paro se ha venido aplazando desde el 29 de agosto del 2023. A partir de esa fecha se pidió una tregua de tres meses para cumplir con sus exigencias, las cuales hasta el día de hoy no han sido atendidas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba