Articulistas

Contrainforme

No son buenas noticias para el gobernador, más aún cuando se le acaba su tiempo como presidente de la Conago.

Se encuentra ya Francisco Domínguez en su quinto año de gobierno. Sólo unos días después de que rindiera su informe anual, Consulta Mitofsky divulgó su más reciente encuesta y sus resultados constituyen el más nítido y rotundo contrainforme.

Mientras el gobernante sigue en su ofensiva de imagen para proyectar estatura de jugador de las ligas mayores, sea como interlocutor privilegiado del presidente, sea con sus llamados a la “reconciliación” nacional, la encuesta le recuerda que tiene la casa desatendida.

Más allá de simpatías o antipatías, es inquietante que esta medición, que establece comparativos entre los 32 gobernadores de la República, muestra a Querétaro en rojo peligroso, al ocupar el lugar 22 en percepción de seguridad, el 24 en economía y el 30 en bienestar personal. La mayoría de los habitantes se percibe empeorando.

Si bien es cierto que se mantiene en el lugar 10, en el último mes su aprobación bajó de 43.9 a 41.7 por ciento de los queretanos, esto es, perdió dos puntos. Dicho de otra manera, 58 de cada 100 no lo aprueban. De igual manera, si en la tabla nacional de seguridad hubo recuperación frente al mes anterior, la mitad de los queretanos tiene encendidas las alarmas de seguridad. En corrupción, Querétaro perdió un sitio; en economía pasamos del lugar 17 al 24 y en situación personal vamos también a la baja, al pasar del lugar 29 al 30, casi llegando al sótano.

No son buenas noticias para Querétaro. No son buenas noticias para el gobernador, más aún cuando se le acaba su tiempo como presidente de la Conferencia de Gobernadores. Tampoco son buenas noticias para su partido, pues justo a un año del inicio del proceso electoral para su relevo, otras mediciones de preferencias electorales también han encendido las alarmas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba