Articulistas

El Día Internacional de la Mujer en el SUPAUAQ

Tal como lo expresó Judith Ramírez, secretaria de Relaciones y Educación Sindical del SUPAUAQ, en la presentación de la mesa redonda “Mujer y Política”, organizada por el organismo gremial de los académicos universitarios, el pasado 8 de marzo, la conmemoración del Día Internacional de la Mujer se realizó por vez primera en la Ciudad de México, hace 43 años, en 1975, en un evento internacional.

Al principio se conmemoraba con la participación de grupos de mujeres activistas, particularmente feministas y académicas universitarias,y posteriormente, año con año, con mayor número de actividades, foros, encuentros, conversatorios, talleres, sin faltar las movilizaciones callejeras de cientos y miles de mujeres de todo el mundo que exigen equidad y alto a la violencia hacia las mujeres. Judith Ramírez, insistió en que esta fecha no era para festejar, sino para conmemorar la gesta heroica de las mujeres sindicalistas.

En su turno la moderadora del evento, Isadora Ríos, abogada feminista, expuso que apenas en el año de 1953 las mujeres lograron el reconocimiento constitucional del derecho al voto en México. Aseveró, en su introducción a la temática, que solamente 5 mujeres, en toda la historia electoral de nuestro país, habían sido candidatas a la presidencia de la República hasta el momento presente. Por otra parte, precisó que el gabinete de EPN, integrado por 25 secretarías de estado, únicamente tiene 5 mujeres con esa función. Por otra parte, sólo ha habido dos procuradoras generales de la República y de 11 integrantes de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, actualmente sólo dos son mujeres. Asimismo, añadió Isadora Ríos, que de 500 integrantes de la Cámara de Diputados, únicamente 159 son mujeres, en tanto que de 128 senadores, exclusivamente 51 son mujeres, además de que la mayoría de las presidencias de las comisiones están detentadas por varones, en ambas instancias de representación. Por ello, indico que es importante que a pesar de las presiones, exclusiones y violencia en el ámbito de lo político, las mujeres reflexionen acerca del papel que juegan en el escenario político mexicano, por lo que es importante escuchar la voz de mujeres con participación política.

Carmen Gómez, socióloga e integrante de la Secretaría de Acción Política y Consejera Estatal de Morena, aseguró que la participación política de la mujer es un termómetro social de la condición de exclusión o inclusión de los diversos grupos sociales. El poder real lo ejercen los varones, eventualmente la legislación sobre las mujeres es un campo de simulación y una especie de lavadero de culpas y de darse “golpes de pecho”. Según los datos del Inegi del 2010, el 51 por ciento de la población estaba compuesta por mujeres, lo cual no se refleja en la inclusión, en ese porcentaje en las instancias de poder y de decisión. En contrapartida, la mayoría de las movilizaciones partidarias y en general de las organizaciones sociales están constituidas por mujeres. También afirmó que los recursos para empoderar a las mujeres son ejercidos por hombres y que los partidos políticos trampean el 3 por ciento designado para cuestiones de género y formación política de las mujeres. Finalmente aseguró que además del fenómeno de las “Juanitas” están los problemas de injusticia, de discriminación en todos los órdenes, violencia de género y de feminicidios crecientes, que no son catalogados como tales.

Rosa Marta Pacheco, del PRI señaló que si bien la mayor parte de los votantes son mujeres no tienen correspondencia con el ejercicio del poder y la representación política que deberían tener. Por su parte, también dijo que su incursión en la vida política tenía que ver con su interés por la comunidad y por ampliar su radio de acción con compañeras y compañeros del PRI. Afirmó que con el sistema de cuotas del 50 por ciento por género va a ver cambios en la política del país. En términos coloquiales señaló que las mujeres tienen una gran influencia en la familia y que los hijos les hacen más caso a las madres que a los padres, por lo que deberían aprovechar ese recurso para orientar y estimular a los jóvenes. Concluyó su intervención con la afirmación de que “la política nada vale sin el movimiento de las mujeres”.

En su momento, Estefanía Valladares, licenciada en Derecho, representante del partido Convergencia e iniciadora de una ONG de mujeres queretanas, indicó que su participación en la política se inició por la discriminación laboral existente con las mujeres embarazadas y con las madres solteras. Reconoció también que le parecía injusto que realizando el mismo tipo de trabajo se le pagara más al hombre que a la mujer. Por principio, le parecía que el empoderamiento de la mujer era un indicador benéfico para la democracia. Precisó que aunque Convergencia era un partido pequeño, las mujeres tenían una cuota de participación del 60 por ciento.

El debate fue más allá del tema de “mujer y política” e incluyó preguntas relativas al proceso electoral del 1 de julio de 2018. Finalmente, Saúl García Guerrero, secretario general del SUPAUAQ, agradeció la nutrida asistencia y entregó los reconocimientos a las participantes en esta actividad conmemorativa del Día Internacional de la Mujer.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba