Sólo para nostálgicos

Mujeres novelistas mexicanas

Entre los escritores mexicanos destacan las mujeres en poesía, teatro, cuento, novelas y ensayo. Grande es el número de ellas.

Nellie Campobello, nació en 1900. Su nombre verdadero, Francisca Ernestina Moya Luna, narradora de la revolución mexicana y bailarina de ballet. La obra literaria de Nellie Campobello se compone de Cartucho, publicada en 1931, en una edición que contenía 33 breves; Las manos de Mamá, de 1937; y un texto dedicado a la memoria de Francisco Villa, quien sería siempre, a lo largo de su vida, una figura admirada por su valor y decisión: Apuntes sobre la vida militar de Francisco Villa, publicada en 1940, obra con base a documentos que le proporcionó Austreberta Rentería, mujer de Villa; describe, en un tono histórico, las campañas villistas entre 1912 y 1918. Además de estos tres libros, Nellie Campobello publicó poemas y un libro titulado Yo!, firmado con el nombre de Francisca y que el Dr. Atl editó en 1929, y Tres poemas (de Abra en la roca), de 1960. En ese mismo año publican sus obras completas con el título de Mis libros.

En 1937 fue nombrada directora de la Escuela Nacional de Danza, cargo que ocupó hasta 1984.

Elena Garro, nació en 1916, dramaturga y novelista; también cultivó la poesía. Estuvo casada con Octavio Paz. En 1954 escribió guiones para las películas Sólo de noche vienes, basada en el cuento La culpa es de los tlaxcaltecas,Las señoritas Vivanco, entre otras. Reunió sus primeras obras teatrales en Un hogar sólido, 1958.

Uno de sus libros más conocidos es la novela Los recuerdos del porvenir y obtuvo el Premio Xavier Villaurrutia en 1964.

En su obra de teatro Felipe Ángeles, de 1979, narra un episodio de la revolución mexicana poco analizado que provocó molestia entre los viejos dirigentes del país. El enojo se debió a que esta obra dramática ponía en tela de juicio los triunfos sociales de la Revolución.

Y Matarazo no llamó, de 1991, novela política, trata de la lucha sindical y del sistema político policial en el México de los años cincuenta del poder con su policía secreta capaz de infiltrar cada rincón del país y de actuar con total impunidad. 

Inés Arredondo nació en 1928, integrante del grupo de escritores conocido como Generación del Medio Siglo. En 1979 ganó el Premio Xavier Villaurrutia por Río subterráneo, libro de doce cuentos que muestran el lado oscuro de la psique y el comportamiento de hombres y mujeres.

Amparo Dávila nació en 1928, cuentista cuya literatura parece rebasar la realidad sin llegar a la fantasía. En 1977 fue distinguida con el Premio Xavier Villaurrutia. Sus cuentos llamaron la atención del escritor argentino Julio Cortázar, con el que le unió una gran amistad. Algunos de sus libros son Salmos bajo la luna, Meditaciones a la orilla del sueño, Perfil de soledades y Tiempo destrozado.

Alaide Ventura Medina nació en 1985, antropóloga. En 2019 ganó del primer lugar del V Premio Mauricio Achar de Literatura Random House por su novela Entre los rotos, que narra el desmoronamiento de una familia con un padre violento, y en 2018 el Premio Gran Angular por su novela Como caracol, que tiene como tema ​la relación entre tres generaciones (abuela, hija/madre- hija); es el caso de muchas familias que guardan secretos de los no que nadie quiere hablar, son los cadáveres insepultos guardados en el clóset.

Fernanda Melchor nació en 1982, ha publicado Aquí no es MiamiFalsa liebre y Temporada de Huracanes, que está formada  por una serie de relatos crudos, fuertes como la realidad.

Y los nostálgicos no les alcanza el tiempo para leer la cantidad de obras escritas por mujeres.rangel_salvador@hotmail.com

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba