Información

Estudia DDHQ posibilidad de solicitar activación de alerta de género

En la Defensoría de los Derechos Humanos de Querétaro (DDHQ) no existen quejas por trata de personas, aseguró la presidenta del organismo, Roxana de Jesús Ávalos Vázquez, luego de que activistas y periodistas aseguraron que el estado forma parte de una de las rutas más importantes para el negocio de la explotación sexual.

Al respecto, la presidenta de la Defensoría señaló que el principal problema, en caso de existir víctimas, es que no se han acercado a la institución, en donde se les acompañaría a levantar una denuncia ante la Fiscalía General y se daría un seguimiento de las investigaciones.

Además, Ávalos Vázquez pidió a los grupos que cuentan con información del tema, tener el valor de acercarse a la institución y denunciar los casos, de lo contrario, las autoridades no pueden trabajar en los posibles casos de trata de personas en el estado de Querétaro.

En cuanto a la posibilidad de activar una Alerta de Género en el estado de Querétaro, Ávalos Vázquez mencionó que está recabando información de diferentes dependencias para determinar si es necesario aplicar la medida.

“Estamos haciendo nuestra investigación. Sobre todo, porque el problema es que siempre hay con las cifras, es que cada dependencia maneja una cifra, dependiendo de sus propias experiencias personales, de su propio trabajo. Entonces, a mí lo que me interesa es tener un dato lo más certero”, señaló la presidenta de la Defensoría.

“Sería muy aventurado de mi parte decir si lo voy hacer o no lo voy hacer. Yo voy a buscar la información, que se busquen las cifras y ya dependiendo de eso ya vemos cuál es el siguiente paso”, añadió Ávalos Vázquez.

Se atenderán las quejas pendientes

Por otra parte, Roxana de Jesús Ávalos Vázquez explicó que la Defensoría le ha dado seguimiento a las recomendaciones en la anterior administración del organismo, que están relacionadas con los servicios de salud en el estado y las cuales no se han concluido con la rapidez esperada.

No obstante, la presidenta de la Defensoría de los Derechos Humanos de Querétaro aseguró que el 70 por ciento de los asuntos pendientes quedarán concluidos el próximo mes, aunque se negó a precisar el número de recomendaciones existentes, señalando solamente que algunas se relacionan con casos de un mal servicio médico.

Al respecto, recordó que recientemente el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) publicó una encuesta que ubica a Querétaro en el quinto lugar nacional en casos de violencia obstétrica, en donde destacan casos de mujeres que recibieron regaños, a las que les practicaron cesáreas o procedimientos de anticoncepción, sin su consentimiento.

“Sí, en las recomendaciones que se hicieron si hay algunas cuestiones relacionadas con esos temas y al día de hoy, los asuntos que se están llevando son precisamente relacionados con el trato del servidor público, pero no sólo de la Secretaría de Salud, sino en general, el trato de los servidores públicos hacia la ciudadanía no es educado”, declaró la presidenta de la Defensoría.

No obstante, Ávalos Vázquez consideró que en este tipo de casos, a veces también existe una responsabilidad de los pacientes: “También es pedir a la ciudadanía que, así como quieran ser tratados, así traten. Porque también me consta y he visto, que la ciudadanía llega también muy grosera con el personal”.

No somos competentes en el caso de los maestros despedidos

En cuanto a los 88 maestros despedidos por no haber presentado la evaluación educativa, la presidenta de la Defensoría apuntó que tres docentes se presentaron en el organismo para pedir asesoría, sin embargo, se les informó que la institución no es competente en el tema, ya que se trata de un conflicto laboral.

“Vinieron tres profesores a presentar, a solicitar asesoría. Se les comentó que no éramos competentes porque es un problema laboral. En todo caso lo deberían resolver ante los tribunales. Sin embargo, no es obstáculo para que podamos asesorarlos o acompañarlos si consideran que la autoridad no está tratándolos de la forma adecuada”, señaló Ávalos Vázquez.

“A mí me pasan los datos y la información. Yo no doy las asesorías, me dan la información de los asuntos que están tratando… si no aceptan, pues, ¿qué le hacemos? Si no tenemos competencia, yo no me puedo meter o imponer a la autoridad, en algo que mi propia ley me está prohibiendo”, concluyó.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba