Información

Rector electo llama a sanar diferencias

Por Víctor López Jaramillo / Carlo Aguilar

Terminado el proceso de elección, los universitarios debemos enfocarnos en un proceso de “terapia ocupacional”, de manera que tengamos esa “madurez” para superar las diferencias y empezar a “ocuparnos en proyectos”, manifestó Gilberto Herrera Ruiz, Rector electo de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ) para el periodo 2012-2015.

 

Entrevistado en las instalaciones de Tribuna de Querétaro la tarde del jueves 24 de noviembre, Herrera Ruiz señaló que “también la forma de hacer política va a ser importante”, y se pronunció a favor de una nueva legislación electoral al interior de la Universidad.

 

–Durante esta campaña, aparte de conocer toda la Universidad se dieron detalles, momentos de crispación. Usted señalaba que era momento de darle vuelta a la página, ¿cómo empezar esa operación cicatriz, cerrar esas heridas que se abrieron en la Universidad típicas de cualquier campaña?, ¿cómo empezar a partir de enero para dejar atrás esos rencores? ¿Qué ha platicado con los demás contendientes, con los demás operadores?

 

–Yo creo que esto es lo que llamaría terapia ocupacional. Hay que empezar a ocuparnos en proyectos, y hacerlos con todo mundo, sin importarnos qué pasó. Es importante tener claro, y hay que tener esa madurez, que las diferencias políticas nunca deben ser diferencias personales, que también la forma de hacer política va a ser importante.

 

Creo que por eso va a ser importante esta reforma de la legislación electoral que nos permita no dejar esas heridas, de que todo se vale con tal de llegar y no me importa a quien aplastó, y generan heridas que hay que empezar esa operación cicatriz, que no debería de existir.

 

Me parece que esta cuestión electoral hay que hacerla, esta ley electoral, y ahorita no nos va a tocar otra cosa más que hacer esta terapia ocupacional, el empezar a ver los proyectos que tenemos que hacer por el bien de la Universidad. Yo veo ese talento en todos los grupos, todos los que participaron en esta contienda y los que no, tienen una gran capacidad, y hay que integrarlos para que puedan trabajar en proyectos académicos.

 

Ya que estén en eso, va a ser importante, pero sí tenemos que considerar esta cuestión de la ley electoral porque se nos vienen las elecciones de directores, y ahí la presión va a ser mayor porque no es lo mismo que uno se sienta agredido por una persona de una Facultad un poco más lejana, al vecino. Eso nos va a generar heridas más grandes, va a ser importante esa cuestión que nos permita a los universitarios tratar de convencer más por ideas que por la denostación, que a veces es una cuestión muy atractiva porque está en lo inmediato.

 

–Menciona modos de hacer política, me llama la tención esa frase. Para usted, ¿cuál es el modo de hacer política para los universitarios?

 

–(Risas) Eso deben hacerlo ustedes, los politólogos. O sea, cuál debe ser la forma de hacer política, es importante. Yo te lo puedo decir como un ciudadano más, lo que puedo ver es que les hemos perdido la fe a todos los políticos, ya la gente no cree en ningún partido, en muchas cosas. Es una forma errónea de hacer política. Y a mí me pasaba en la Universidad, muchas veces no me involucraba porque política significaba hacer grilla, hablar mal de la gente, y no una cuestión de ideas.

 

Yo sí quiero defender la palabra política, quiero ver qué es esta cuestión de generar ideas y que la grilla es lo que hay que eliminar en la Universidad. Esperaría de esta Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, esa cuestión que ustedes me resolvieran: cuál va a ser la forma de hacer política en la Universidad y que todo eso se plasme con la gente de Derecho, dejar de forma multidisciplinaria todos los aspectos y problemas universitarios, que se ponga en una ley que nos permita esa convivencia (…) La Universidad debe ser ese ejemplo.

 

“Una administración debe ser incluyente con todos los grupos”

Entrevistado en el Centro de Medios de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales, Gilberto Herrera manifestó que está considerando incluir en su administración a “todos los grupos”, entre ellos “los que no participaron” en la contienda.

 

En lo que se refiere a los posibles cambios en la legislación universitaria en el corto plazo, recordó el compromiso de que en la primera sesión de Consejo Universitario del 2012, se forme una comisión encargada de laborar en este aspecto.

 

–¿Alcanzaremos a hacer esta reforma antes de las elecciones de directores?

–Tenemos que hacerla, y vuelvo a lo mismo, va a depender de Ciencias Políticas, de Derecho, pero también de cualquier otra área, el que lo logremos. Tenemos el compromiso de que en el primer Consejo Universitario de enero vamos a crear esta comisión que empiece a trabajar esto.

 

Debemos tenerla, después de las elecciones de directores la gente va a pensar que tenemos mucho tiempo, y vamos a estar igual, ‘a las carreras’, seis meses antes de la elección de Rector, entonces tenemos que generar por lo menos un prototipo; tenemos que probarlo, va a tener sus defectos como todo y saquemos una segunda versión precisamente para después.

 

–Dice que con esta reforma la UAQ aspira a ser ejemplo para la sociedad, ¿quiere decir que en este proceso la UAQ no fue ejemplo para la sociedad?

 

–No (risas). Abandonamos las ideas y recurrimos al anonimato, a los papelitos. Yo creo que eso yo le llamaba en su momento una política de la telenovela mexicana: ninguna verdad y las otras 10 mentiras se creen. Y ese tipo de cuestiones hay que cambiarlas, yo no estoy en contra de la denuncia, estoy en contra de esta cuestión anónima y difamatoria que sí está mal. Hay que cambiar estas cosas de cómo comportarnos. Yo de repente sí pensé que no hemos estado dando el ejemplo a la sociedad como debía. Sobre todo con las redes sociales se empiezan a involucrar elementos importantes que tienen su cuestión positiva, y hay que minimizar la negativa. Yo no creo que hagamos una cosa perfecta, pero espero sea algo donde los universitarios salgamos fortalecidos después de un momento electoral y no debilitados. Los tiempos que se le dediquen a la cuestión electoral, los recursos que se destinan; yo siempre lo decía, cuando tenemos estudiantes con tantas necesidades, no se puede estar gastando en grandes fiestas y reuniones, yo creo que estas cuestiones tenemos que empezar a normarlas para no caer en la tentación y que impere más bien la cuestión de las ideas. Tenemos que garantizar que si estamos en una Universidad democrática, cualquier profesor con sus pocos recursos pueda ser Rector.

 

–Hablaba de que se tienen que incorporar los proyectos de los demás candidatos en la contienda. ¿Esta incorporación también pasa por la cabeza de Gilberto Herrera de dar alguna secretaría o dirección a alguno de los candidatos?

 

–Yo creo que no solamente las ideas, sino también los espacios son importantes, yo sí lo considero. Pero a final de cuentas, la gente que tiene la idea y el proyecto tiene puesto el corazón y por lo tanto las ganas de hacerlo. Yo creo que una administración debe ser incluyente con todos los grupos, y lo decía hace rato, incluso los grupos que no participaron. Hay grupos universitarios importantes que no participaron y que deberían ser incluidos.

 

Gente que tiene mucha relación con la sociedad civil, incluso la gente que protestó de cómo conformamos la Comisión Electoral, yo creo que es gente que tiene una voz, una idea de cómo debe ser la situación, esa gente yo también quiero que sea parte de esta construcción de la Universidad, en todos los aspectos, desde lo básico de participar en un proyecto, como también en la administración para que esos proyectos se hagan realidad.

 

–¿Cuál será el aspecto principal que trabajará Gilberto Herrera de aquí al 15 de enero del siguiente año?

–Estos proyectos que estamos hablando, quiero ver estos proyectitos como les decía, una televisión aquí con ustedes, madurar muy bien la Radio Universidad, madurar muy bien un periódico que ha formado mucho a los periodistas. Me da mucho gusto encontrar periodistas jóvenes que han salido de Tribuna de Querétaro, ha sido fundamental.

 

Tenemos que hacer una televisión universitaria, pero tiene que ser crítica, diferente. La que tal vez quisiéramos que este país tuviera para que formara, no una televisión del descanso, del sosiego, sino una que después de verla, deje a la sociedad pensando. Que también la deje llena de esperanza, porque este país tenemos que construirlo todos y lo vamos a hacer con las ideas que empecemos a generar los mexicanos.

 

–Durante su campaña, y lo reitera ahora en la entrevista, habla de la novedad, el cambio. ¿A partir de enero en la Rectoría habrá una nueva filosofía para la UAQ?

 

–Yo creo que tal vez no nueva, simplemente evolucionada, mi idea es construir sobre lo que ya está hecho. No podemos simplemente cambiar y hacer las cosas, y decir que lo pasado no sirve. Hacer una evolución sobre lo que está hecho. Tenemos que caminar hacia una evolución que tenemos que hacer los universitarios de alguna manera.

 

La Universidad es la conciencia crítica del país

–Ha mencionado la palabra ‘crítica’, la Universidad ha sido un actor crítico en las cuestiones políticas. Hace más de un año que surgió el problema del transporte público, de hecho gente de la Facultad de Ingeniería ha demostrado que es inviable, que muchas construcciones problematizan más la situación. La Universidad como actor en estas cuestiones, ¿qué papel va a tomar: guardará silencio o va a pedir al gobierno para que solucione problemas?, ¿qué visión tiene Gilberto Herrera al respecto?

 

–La Universidad es la conciencia crítica del país, eso se tiene que mantener, no lo digo yo, lo dijo un destacado académico de la UNAM. Eso es una cuestión importante que tenemos que hacer, pero además propositiva, aquí está la propuesta y la solución.

 

Tenemos que ser creativos en esta situación, no irnos a Bogotá a ver cómo solucionan ellos el problema, no irnos a Curitiba, tenemos que sacar de aquí las soluciones de este país, si tenemos aquí la riqueza tenemos que hacerlo nosotros.

 

Nosotros, mientras los ingenieros y químicos y demás, no hagan soluciones de acuerdo a la cultura de este país, va a ser una cuestión de copia y fracaso.

 

Nosotros intentamos hacer un autobús mexicano, y hablando con los muchachos de esos aspectos de que tenemos que tropicalizar, si así lo quieren ver, tenemos que generar esa cultura.

 

Para que este país empiece a crear tecnología, vamos a tener que meterle a nuestra cultura. Va a ser muy importante que los ingenieros informáticos, los civiles, químicos, van a tener que acercarse más a las ciencias sociales, que son las que nos dicen qué cultura tenemos y empezar a dar soluciones de eso.

 

Espero que estas ciencias sociales estén muy cercanas a la ingeniería de alguna manera y va a ser la única que podremos empezar a dar soluciones reales.

 

Las soluciones que tenemos que dar los universitarios tendrán que ser multidisciplinarias, no van a venir de una sola persona o de una sola facultad. Vendrá de toda la gente que esté involucrada en eso, y tenemos que hacerlo además aunque no nos lo pidan, tenemos que ser de conciencia crítica metiche.

 

– ¿Cuál va a ser la relación con Gobierno del Estado? Hay un punto delicado que siempre es el presupuesto, muchas veces las administraciones en turno creen que es una dádiva cuando es un derecho constitucional. ¿Cómo manejar la relación con el Gobierno del Estado y con el gobernador en particular?

 

– Yo creo que hay que partir de la premisa que la gente que está en gobierno le interesa mejorar las cosas. Están interesados de que este estado sea mejor en seguridad, transporte y todos estos aspectos que estamos hablando. Yo creo que nuestras ideas tienen que ser viables; el problema es que a veces en México no creemos en las cosas, siempre he pensado que el problema de este país no es una dependencia tecnológica ni industrial, sino una dependencia mental de que en este país no se pueden hacer las cosas, sino que tenemos que traerlas de afuera. Eso si pudiera ser un problema, pero tenemos que tener la Universidad como un ejemplo, sino que no nada más le tengo la solución, ya lo probé, ya funciona y ya se mueve. Luego bajo esos hechos de que se vea que aquí hay soluciones viables que se probaron aquí, no debe haber ningún problema para que el gobierno las implemente. Tendremos que hacer plantas piloto aquí para poder mostrar de alguna manera.

 

Si hablamos del transporte, el transporte universitario debe ser un ejemplo. Ellos deben de poder ver que sí es viable, que se probó, que sí es viable y que se puede cobrar uno o dos pesos, o que sea gratis basándonos en las soluciones que nosotros tenemos.

 

– En esta primera reunión que tendrá con el gobernador Calzada cuando usted ya esté en funciones, ¿pasa por su mente exigir la disminución de la tarifa del transporte público como ya lo han demostrado, por ejemplo, gente de la Facultad de Ingeniería?

 

– Yo creo que más allá de exigir, dar esas soluciones. Tenemos un autobús, por eso lo estamos haciendo, lo tenemos que echar a andar yo espero ya en este mes. Va a ser de Biodiesel.

 

Decirles, tenemos estos autobuses, la Universidad se los construye y se los vende, implementémoslo en ciertas rutas para que vea que sí se puede cobrar a tres pesos. Esa es más bien esta cuestión, la exigencia tiene que venir con la solución en la mano, no tanto el bájele nosotros aquí nada más vemos. Yo esperaría este tipo de actitud de los universitarios.

 

Si nuestro problema es que la gente no pueda pagar la tarifa actual, pues generemos una tecnología universitaria que permita transportar por dos o tres pesos. Si no lo estamos logrando, ahí están fallando nuestros investigadores y nuestros alumnos.

 

Nosotros tenemos que empezar a tener nuestras soluciones con nuestra marca. De hecho ahorita está por ejemplo a nivel universidad todo lo que gastamos en el agua o el mueble o demás, ¿por qué no hacer nuestra propia marca? Los alumnos ya hasta le pusieron nombre, se va a llamar agUAQ. Esa cuestión que nos da identidad, que es nuestro.

 

“Impulsaremos a los medios de comunicación universitarios”

– En el caso de la relación con los medios de comunicación, el 15 de enero tendrá que decidir qué tipo de relación mantendrá con los medios tradicionales, con los independientes. ¿Cómo va a ser esta relación en la UAQ con Gilberto Herrera como rector con los medios de comunicación?

 

– Pues yo espero que mi relación sea con Tribuna de Querétaro, con Radio Universidad, es lo que a mí  me interesa, la parte académica. Tal vez con los de afuera me voy a interesar con el que nuestros alumnos estén haciendo servicio social ahí, estén haciendo prácticas. Eso es lo que nos va a interesar, pero yo espero que impulsemos fuertemente a nuestros medios de comunicación, que sean un ejemplo hacia afuera. Yo le tengo mucha fe que la Universidad sea el ejemplo a seguir de muchas de las cosas que hacemos. Espero mi relación con los medios sea aquí, con ustedes, y todo lo que tengamos que hacer en ese sentido.

 

– Siempre se trazan líneas de trabajo, se escribe un discurso con visión, misión. ¿Ya pensó cuáles van a ser sus líneas estratégicas de trabajo? ¿Cómo va abrir su discurso?

 

– Fíjate que no, porque apenas ayer supe que iba a ser y hoy he estado un poco ocupado.

 

Pero lo que siempre me ha motivado es que tenemos que hacer de este país un país mejor, que este país lo vamos a escribir los mexicanos, esta Universidad la vamos a construir los universitarios, la Universidad que todos soñamos tener. Que podemos ser una Universidad diferente y mejor para los mexicanos como lo es el MIT o Harvard, y que sea muy nuestra. Espero que empecemos a hacer este tipo de cosas y que sea el modelo que queremos para este país.

 

Desde el punto de vista incluso del bienestar social, tenemos o no que becar a nuestros alumnos; por ejemplo una de las trincheras era lo de la cuota, todo el mundo me preguntaba de la cuota, yo creo que más allá de eso, a los alumnos les cuesta vivir, ya no es la cuota nada más, tenemos que hacer un sistema que beque a nuestros alumnos y les asegure que una vez que estén en la Universidad, van a tener una beca o un salario que les permita pagar la Universidad en el tiempo correcto, son las cuestiones que debemos empezar nosotros a discutir y armar. La visión y misión la vamos a construir todos, de alguna manera en esa visión de qué sistema vamos a tener, los proyectos de investigación que se impulsen, qué áreas, etc.

 

La Universidad tiene la capacidad, por ejemplo con todos estos puentes que se están haciendo, la Universidad los hace, más baratos y mejor hechos, y de ahí se puede traer recursos.

 

Esta visión la vamos a ir construyendo juntos, yo no quiero pensar que nada más uno la tiene, yo espero más bien que la construyamos entre todos.

 

Para concluir la entrevista, el rector electo Gilberto Herrera Ruiz envío un mensaje a la comunidad universitaria: “Darle continuidad a las cosas que están haciendo bien, que el capítulo político ya acabó, debe haber tranquilidad y ningún problema de parte de la administración, y yo espero igual de las direcciones de Facultad y todo hacia los universitarios, no importa a quién apoyaron tanto alumnos como maestros, tenemos que tener esa madurez de que el miedo se nos acabe, de aquí en adelante tenemos que apoyar a quien queramos abiertamente y sin problemas.

 

Invitarlos a construir la Universidad, lo que queramos visualizar, todos los proyectos son bienvenidos desde el alumno hasta un intendente, le apuesto yo a que la Universidad va a ser un ejemplo de lo que los mexicanos somos capaces de hacer, que tenemos toda esa capacidad y lo vamos a hacer muy bien. Espero a partir de enero empezar a impulsar todo este desarrollo que tiene que hacer la Universidad, que tenemos que tener nuestra tradición universitaria, nuestra propia marca de agua, nuestro propio transporte universitario, con nuestra propia tecnología.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba