DestacadasInformación

Qrobús: Kuri es ‘tibio’ para remover a ADO y Flecha Amarilla

El Gobierno del Estado, encabezado por Mauricio Kuri González, es muy tibio para pelear contra ADO y Flecha Amarilla, accionistas mayoritarios de MóvilQro Bus, señaló José de Jesús Rico Pimentel, presidente de la Asociación Operadores de Autotransporte Qro A.C.

“Son empresas súper fuertes que también no tan fácilmente se van a dejar doblar… creo que sí el modelo de servicio que se está prestando ahora sigue, el transporte público en Querétaro puede hasta desaparecer, porque no hay interés por parte de ninguna de las dos empresas que están encabezando MóvilQro Bús”, agregó en entrevista con Tribuna de Querétaro.

Agosto es el último mes del plazo al que se comprometió la empresa concesionaria para mejorar la frecuencia de 15 de las 71 rutas establecidas por el Instituto Queretano del Transporte (IQT), instancia que no tiene un registro puntual de cómo van las mejoras en cada una de las rutas.

En mayo pasado se anunció que las rutas 9, 27, 38, 53 D, 54 E, 59 L, 69, 70, 84, 96, 98, 132, 134, L04 y L07 aumentarían su frecuencia, pero todavía se registra su paso en intervalos de entre 20 y 50 minutos.

“La promesa que hizo la empresa sabíamos que no se va a cumplir… y las frecuencias es imposible que se cubran si no tienes lo principal, que es la cantidad de operadores”, subrayó Pimentel, quien sugirió que el transporte público se vuelva a concesionar con la modalidad “hombre-camión”, existente antes de la creación de RedQ, con José Calzada Rovirosa.

Es importante señalar que Liliana San Martín, secretaría del Trabajo estatal, señaló la semana pasada que existe una falta de operadores de transporte público y privado en todo el país, así como una alta rotación del personal para estas áreas. En Querétaro se estima que hay más de 500 vacantes disponibles.

Mejora marginal

En el plazo límite para que las concesiones se “sometan a revisión”, Mauricio Kuri González y Gerardo Cuanalo Santos, director del IQT, están al tanto de que la empresa ha incumplido sus compromisos, sin embargo, ambos pidieron no especular sobre qué ocurrirá el 1 de septiembre, cuando vence el plazo.

“Necesitamos más frecuencia y no lo están logrando”, enfatizó Mauricio Kuri el pasado 1 de agosto. Por separado, en rueda de prensa el 3 de agosto, Gerardo Cuanalo acotó que ha habido una “mejora marginal” del servicio, aunque consideró que hubo avances en julio.

En el aumento de unidades, tal y como ocurrió en junio, se cumplió únicamente los días 17 y 31 de julio, ambos domingos, cuando se le pide a la empresa que ponga en circulación únicamente 326 camiones. El primer fin tuvieron un excedente de 21 unidades y el último día de julio, cuatro.

De los 563 autobuses solicitados entre lunes y viernes, ningún día pudo cumplirse el compromiso, tampoco se lograron los 448 que requieren los sábados. El 21 y 26 de julio fueron los días en que estuvieron más cerca de lograr el objetivo, al sólo faltar seis unidades.

Para estimular a la empresa a cumplir sus objetivos, el gobierno estatal ofreció una bolsa mensual de 14 millones de pesos, los cuales serían otorgados a Qrobús según su cumplimiento. Cuanalo indicó que el subsidio se destinaría exclusivamente a mejorar la frecuencia de rutas y no a la adquisición de más unidades o contratación de nuevos operadores.

A pesar de que no ha cumplido con sus promesas, Qrobús se llevó 3.8 millones de pesos en junio y 5.6 millones en julio, es decir, 9.7 millones de pesos del erario a pesar de haber incumplido a usuarios de la zona metropolitana.

Se acabó el juego

En una rueda de prensa por separado, integrantes de la Coalición por la Movilidad en Querétaro señalaron que este último mes debe aprovecharse para plantear cuál es el transporte que necesita la ciudad, pues desde la visión de Juan Carlos Bravo, integrante de la organización, es un juego que Qrobús perdió.

Debe leerse como que han perdido dos de tres sets, no hay manera de darle la vuelta al marcador. No es que le reste una oportunidad”, indicó Bravo, quien, junto a Mariana Covarrubias, también integrante del proyecto, externó que ya no hay motivos para confiar en la empresa única del transporte público.

Finalmente, urgieron a tomar medidas alternas para que en caso de que se cancele la concesión a ADO y Flecha Amarilla, no haya un periodo de incertidumbre para usuarios del transporte público en Querétaro en lo que se instala un nuevo modelo, de preferencia no basado en un negocio o concesión.

David A. Jiménez

Jefe de Información de Tribuna de Querétaro y reportero investigador del semanario desde 2014; me especializo en temas de política local y asuntos municipales. Maestro en Ciencias Sociales por la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ).

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba