Opinión

LENGUAJE INCOMPRENSIBLE

JICOTES

Por: Edmundo González Llaca

Ya sabemos que el uso de la palabra no es el fuerte del Gobernador Francisco Domínguez, su espontaneidad lo lleva a hablar de lo primero que se le viene a la mente, el problema es que luego le surge un atropellamiento de ideas y poco se le entiende.


Ayer, en el acto en el que anunció la reforma del transporte, se concentró en destacar que los transportistas habían sido manipulados por partidos políticos diferentes y los convocó a que ya no se dejen entrampar por ningún gobierno. Concluyó: “Ustedes son empresarios, sí, somos y seguiremos siendo gobierno”. Imposible entender lo que quiso decir, pero sobre todo, los empresarios no son los importantes, de lo que se trata es de saber cuáles son los beneficios concretos para los sufridos usuarios. De eso nada habló y desaprovechó la oportunidad de explicar bien una reforma tan esperada por todos.  Le ganó su corazón empresarial.

RECONOCIMIENTO Y UN CONSEJO

Haciéndole al buzo, me sumo, pero a los reconocimientos que se derivan de la reaprehensión de “El Chapo» Guzmán. Si bien la captura no resuelve el problema de la delincuencia organizada, ni la caída del peso, ni la vulnerabilidad de las cárceles del país, ni los desaparecidos en Ayotzinapa. En todos estos argumentos tienen razón. Lo cierto también es que se recupera mínimamente la confianza en el país y en sus instituciones. No son momentos para regatear el triunfo de su captura y los cuerpos policíacos y de inteligencia merecen una calurosa felicitación. Sólo un consejo a las autoridades: por lo que más quieran, por su mamacita santa, no vayan a meter al «Chapo» en la misma celda de donde se escapó.

 

 

{loadposition FBComm}

 

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba