San Juan del Río

Cadereyta: Sin estrategia contra violencia animal

El gobierno municipal de Cadereyta de Montes se pronunció en contra de aquellos actos de violencia que atenten contra la vida de cualquier especie animal, esto, como respuesta al atropellamiento intencional de un perro el pasado 28 de junio, en el Barrio de las Ánimas; este caso no es el primero que se vuelve mediático ni es la primera ocasión en la que las autoridades del municipio se limitan a emitir comunicados.

A través de un comunicado oficial, la autoridad municipal sostuvo que ya existe una denuncia formal que pretende dar con las personas responsables, es por ello por lo que exhortaron a la sociedad del municipio a realizar una denuncia anónima, en caso de que conozcan o tengan información sobre la o las personas que participaron en los hechos.

Por su parte, Miguel Martínez Peñaloza, presidente municipal de Cadereyta, pidió a su gabinete implementar acciones que difundan y promuevan una cultura de respeto y cuidado a la fauna de la entidad.

Anteriormente, Cadereyta de Montes no contaba con ninguna dependencia en materia de atención animal, fue hasta enero del presente año que se creó el Centro de Atención Animal Municipal (CAAM), el cual, se ha enfocado a realizar campañas de adopción y de esterilización a perros y gatos.

Caso Cade

Hace tres meses la asociación civil sanjuanense Y si cambiamos vidas dio a conocer el caso de “Cade”, un perro al que le amarraron el hocico y torturaron en Cadereyta de Montes. “Cade” fue recogido por el CAAM y entregado a la colectiva sanjuanense, misma que se encargó de atenderlo de forma veterinaria y de proceder legalmente.

Lamentablemente, Cade murió ya que su condición de salud era crítica y, de acuerdo con el reporte médico y la necropsia, la causa de muerte fue por contusión pulmonar y colapso por hemotórax: “masacrado a golpes, amarrado del hocico para que no pudiera defenderse ni hacer ruido, deshecho por dentro y con una gran tristeza, Cade partió”, declaró en un comunicado la colectiva.

Viral

Fue en octubre de 2020 cuando se viralizó un video donde se ve como un servidor público de Cadereyta le lanzó pollo envenenado a un perro que se encontraba en la vía pública. Sin embargo, no es el único caso que ha trascendido, ya que, en enero de 2019, personal de Protección Civil amarró del cuello y de una pata a un perro, al que sujetaron y dejaron suspendido de un árbol.

En consecuencia, “Mundo Patitas A.C.” se pronunció en contra de actos de violencia animal y realizaron una colecta de firmas que dirigieron al entonces gobernador, Francisco Domínguez Servién y al secretario de turismo, a los que les pidieron revocar el título de “Pueblo Mágico” al municipio de Cadereyta, ya que no contaba con ningún protocolo en defensoría y atención animal, ni de perrera municipal. En los casos presentados, el gabinete de Cadereyta de Montes emitió comunicados de prensa, en los que declaró iniciar una carpeta de investigación ante los hechos.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba