Información

Tras la tormenta las aguas volvieron a su cauce

El pasado 19 de mayo se llevaron a cabo las elecciones para elegir a los directores de la Universidad Autónoma de Querétaro en el periodo 1997-2000. Sin embargo, en la elección de Jesús Vega Malagón, nuevo director de la Facultad de Medicina, se dieron algunas inconformidades.

Días antes de la elección algunos alumnos de dicha facultad habían manifestado públicamente su desacuerdo por el proceso electoral interno.

El doctor Jesús Nieva, profesor de la Facultad de Medicina, inconforme con el proceso electoral, explica: “Nuestro descontento fue en cuanto a la terna propuesta, lo que proponíamos era una asamblea general para elegir a los candidatos. Nuestra intención no es descalificar a nadie, simplemente luchábamos por un proceso democrático. Sin embargo, ahora tenemos que respetar el fallo del Consejo Universitario”.

En la elección del nuevo Director de la Facultad de Medicina, sólo los dos consejeros de la Facultad de Ciencias Políticas Sociales (antes Sociología) se abstuvieron de emitir su voto en favor del candidato designado por el Consejo Académico de Medicina.

Por ello entrevistamos al Consejero Universitario perteneciente a esa Facultad, Santiago Salinas, quien explicó: “expusimos el caso de Medicina ante los alumnos de nuestra Facultad y consideramos que era un proceso legal pero ilegítimo”.

Cabe destacar que el lunes 19 el representante estudiantil de la Facultad de Medicina convocó en punto de las 10:00 a.m. a los 178 estudiantes de medicina; de los cuales sólo asistieron 90 y el resultado de dicha convocatoria fue que la mitad se abstuvo de emitir su voto el resto (48 alumnos) votaron a favor del Dr. Jesús Vega Malagón.

Eso indica, según la explicación de Santiago Salinas, que el director electo “obtuvo sólo una representatividad del 25 por ciento, lo cual no es legítimo y no consideramos pertinente solapar esta situación, ya que queremos establecer un proceso democrático y sólo mientras las decisiones sean tomadas desde abajo, con la participación de los interesados, se podrá concluir atinadamente”.

En respuesta a la controversia que se generó en la Facultad de Medicina (que también se manifestó en desplegados en los periódicos y reportajes en la radio), el director electo de dicha Facultad respondió:

“Consideró que la votación a la que se refieren los estudiantes fue una votación no oficial, pues fue de último momento. A ella acudieron principalmente los alumnos del primer año; quienes se mostraban inconformes”.

Aceptó Vega Malagón que el reto principal en este trienio se enfoca, a consolidar los desacuerdos que se han presentado, es decir: “consolidar intereses, reiterando amistades”.

Aclaró que él obtuvo el apoyo de la mayoría de la comunidad estudiantil y docente. Sólo falta decir, aclara Vega Malagón, que ahora “las aguas se encuentran mansas, puesto que los alumnos sólo muestran interés por sacar adelante los estudios del año que termina y no se dan tiempo para adentrarse en política”.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba