DestacadasInformación

Lesionados en escuelas: Ignoran autoridades protocolos de emergencia

En los accidentes de Juan e Isaac, menores que resultaron con lesiones de distinta índole al interior de escuelas públicas, personal docente ignoró los protocolos establecidos por la Unidad de Servicios para la Educación Básica del Estado de Querétaro (Usebeq), los cuales marcan cómo actuar en casos de emergencia.

Según refirieron abogados de ambos casos, con Juan, joven indígena quemado con alcohol en El Salitre, la profesora responsable lo trasladó a una clínica. En tanto, Isaac, estudiante de la primaria República Francesa, fue entregado a su madre en lugar de llamar a la línea de emergencias.

Dentro de los protocolos de la Usebeq, disponibles en la página del organismo, en primer lugar, se debe de evaluar la situación y los riesgos para la víctima y el prestador de los primeros auxilios, después se sigue la nemotécnica PAS, que consiste en proteger a la víctima sin moverla o abandonarla. Es indispensable avisar al 911, así como a la madre, padre o tutor y a la autoridad educativa inmediata, seguido de proporcionar los primeros auxilios en lo que llega la atención médica prehospitalaria.

La versión de los padres de Juan sostiene que aquel 6 de junio, día de la agresión por parte de dos compañeros, no se les informó de inmediato de la situación, no llegó atención médica al plantel y el menor fue llevado sin consentimiento de sus padres a una clínica, donde fue atendido en primera instancia.

Hay que mencionar además que los alumnos de una institución educativa se encuentran bajo custodia de los docentes y el personal del plantel que deben de estar capacitados para garantizar la protección y el cuidado de los alumnos, como lo marca el artículo 74 de la Ley General de Educación.

Por otra parte, Isaac, cuyas circunstancias de su accidente no han sido esclarecidas, fue entregado a su madre, quien debió buscar atención médica urgente al notar que su hijo comenzó a perder el conocimiento y a vomitar.

El pasado 30 de marzo el menor sufrió una “caída” en su escuela y se notificó a la madre, sin llamar a emergencias como lo dicta el protocolo. Luego de atenderse en la clínica 9 del Instituto Mexicano del Seguro Social, tuvo que ser remitido de urgencia al Hospital del Niño y la Mujer, donde fue diagnosticado con una perforación en el pulmón derecho, traumatismo craneoencefálico y un daño neurológico irreversible.

La Fiscalía General del Estado de Querétaro es el ente que esclarecerá si hay una persona responsable por los daños que sufrió Isaac, según comentó el abogado Ernesto Carreño. Enfatizó además que el médico del nosocomio acreditó un daño neurológico irreversible por un retraso en la atención del menor.

Profesoras, sin acusaciones penales

La profesora de Isaac acudió a declarar como parte de la denuncia que se interpuso, pero no está vinculada a proceso judicial y sigue en labores.

En tanto, Elvia, la docente de Juan, está suspendida en lo que concluyen investigaciones de carácter administrativo; por ahora no enfrenta cargos en la Fiscalía, sin embargo, abogados presentaron una denuncia en la Unidad de Delitos Cometidos por Servidores Públicos en la que pudiera ser sujeto de investigación por omisión de funciones.

Sobre este caso, Francisco Ramírez Labra, secretario general de la sección 24 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), ratificó que apoyaran a la docente a través de su área jurídica.

Además, llamó a las autoridades correspondientes a capacitar a docentes para la aplicación correcta de los protocolos que tiene la propia Usebeq: “es necesario revisar si estos protocolos fueron acompañados de una capacitación para su aplicación, porque puede ser que nada más el protocolo, pero nos los mandan a través de un oficio”, sugirió.

Omisión es violencia

Alejandra Martínez Galán, coordinadora de la Unidad de Género y Cultura de la Paz en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UAQ, destacó que existe una la responsabilidad de las autoridades en el caso: “Hay una grave violación a los derechos humanos de Juanito por parte de la maestra por parte de la escuela y que, por tanto, el Estado tiene, o sea, ellos son parte, son servidores públicos y en consecuencia tienen obligación de garantizar los derechos humanos y cuando no se cumplen son responsables”.

Agregó que, si sus compañeros de clase le provocaron quemaduras al joven indígena, fue consecuencia del bullying que sufrió el menor y la omisión de las autoridades: “Hubo situaciones previas, el bullying al no parar y seguir siendo fomentado llega a estos extremos, la violencia no sólo es ejercida, se realiza por omisión. La omisión de las autoridades hace que llegue a estos niveles de tentativa de homicidio”, enfatizó.

Violencia sexual

Por si fuera poco, además de las denuncias por lesiones en las escuelas, en la última semana se publicaron casos de violencia sexual al interior de instituciones educativas públicas y privadas.

El jueves en la secundaria técnica 37 se movilizaron madres y padres de familia, tras conocerse que se suspendió de su cargo al profesor de educación física, quien es señalado por seis estudiantes de toqueteos y uso de palabras inapropiadas. El docente está bajo investigación y suspendido.

Por otra parte, Ernesto Carreño, abogado de Juan e Isaac, dio a conocer otro caso en un colegio particular de Querétaro: “tenemos en una escuela particular un caso de dos menores de cuatro años, que otro niño los violó”. El presunto agresor tiene cinco años de edad.

Además, se mencionó que con anterioridad a este suceso se habían tenido llamadas de atención y reportes de lo que sucedía dentro de la institución cuyo nombre no se reveló, sólo se mencionó que es de carácter privado. El médico legista confirmó que los menores agraviados tienen lesiones en el recto, presuntamente provocadas por un compañero de cinco años de edad.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba